10 razones (baratas) por las que tienes que viajar a Lituania YA!

10 razones (baratas) por las que tienes que viajar a Lituania YA!

Aunque cada vez más personas se animan a conocerlo, no suele encabezar las listas de destinos más soñados por los viajeros. Pero el mayor de los tres estados bálticos, Lituania, sorprende gratamente a todo aquél que le da una oportunidad. Su capital, Vilnius, es vibrante, llena de rincones preciosos y repleta de historia, pero no es (¡ni mucho menos!) lo único que merece una visita en este país.

Su naturaleza infinita, su gastronomía deliciosa, la mezcla de influencias a lo largo de su historia y la amabilidad de sus gentes hacen que Lituania sea un país completísimo, con una magia que te atrapará y dejará huella en ti.

Te contamos 10 cosas que encontrarás en Lituania y de las que puedes disfrutar gratis (o por muy poquito dinero).

1. Su naturaleza

Imagina un lago enorme, rodeado de bosque hasta donde te alcanza la vista. Los colores rojizos de la puesta de Sol se reflejan en sus aguas, y en el centro, una pequeña isla donde se erige un castillo. Pues esa imagen de cuento existe ¡y está en Lituania! Concretamente, en el Parque Nacional de Trakai, uno de los cinco que se cuentan en el país.

Y es que, si lo tuyo es estar en contacto con la naturaleza, ¡Lituania te va a encantar! Un tercio de la superficie del país son bosques verdes y frondosos y, por si eso fuera poco, hay más de 6000 lagos repartidos por su territorio. Muchos de ellos se enmarcan en sus Parques Nacionales, donde podrás realizar un sinfín de actividades al aire libre, tales como rutas de senderismo o en bicicleta, remar a bordo de una barca o kayak. ¡Imprescindibles!

2. Su historia

Vilnius

Un buen sitio para empezar a descubrirla es la capital del país, Vilnius, que fue fundada en 1323. La belleza de su casco histórico medieval, el mayor de Europa, le valió la inclusión en la lista de lugares considerados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. En sus calles adoquinadas, las fachadas de distintos estilos arquitectónicos europeos conviven y se complementan entre sí a la perfección. Bajo sus tejados rojos, más de 800 iglesias (entre las que destacan especialmente la Catedral y la iglesia de Santa Ana) y una extensa oferta de ocio y restauración. Es visita obligada el barrio de Uzupis, cuyas calles están llenas de artistas, bohemios y un ambiente de lo más alegre.

Tampoco puedes perderte el pueblo de Kernavé, cuyo pasado milenario, su relación con las tribus bálticas y su historia medieval lo convierten en un enclave arqueológico Patrimonio de la Humanidad y uno de los puntos más importantes de Lituania a nivel histórico.

3. Su gastronomía

La gastronomía lituana gira entorno a los tubérculos (sobre todo las patatas y la remolacha), la carne y el delicioso pan de centeno negro, que más que un simple alimento es algo casi sagrado. También los productos lácteos tienen una importancia cabdal en su dieta, entre los que destacan sus maravillosos quesos, que se suelen servir con miel fresca en una combinación de sabores perfecta, y la crema agria que acompaña muchos de sus platos.

También la miel tiene mucha importancia en Lituania. Cuidan y valoran muchísimo a las abejas, y no solo usan su producción para comérsela, sino también para fabricar su bebida alcohólica más emblemática, que es también la más antigua del mundo: el hidromiel.

4. El deporte

¿Deporte en Lituania? ¡Hablamos de baloncesto, sin duda! Es el juego que más pasiones levanta, casi como una religión para los lituanos. Si tu visita coincide con un partido del Zalgiris Kaunas en casa, merece la pena comprar entradas y acudir al pabellón. No solo disfrutarás del juego de uno de los mejores equipos europeos, sino que el ambiente en las gradas lo convertirá en una experiencia única.

Y ya que estás en Kaunas puedes aprovechar para visitar la ciudad, considerada la segunda capital del país. De ella destacan sus museos, entre los que encontramos uno dedicado a la ocupación nazi. No te pierdas la calle Vilniaus, la más antigua de la ciudad, el castillo y el monasterio de Pazaislis (de estilo barroco).

5. Su cultura

Lituania es uno de los países con las tasas de alfabetización más altas del mundo y la mayoría de sus habitantes habla por lo menos dos idiomas. Su cultura combina aspectos nórdicos y tradiciones cristianas, y en varios momentos de su historia ha sido influenciada también por las culturas germánica, eslava y soviética (de hecho, formaba parte de la URSS hasta que se independizó en 1991).

Este país hará las delicias de los más lectores, pues hay muchísimas librerías y bibliotecas donde perderse entre obras escritas tanto en lituano como en otras lenguas. Merece la pena visitar la Universidad de Vilnius, la más antigua de los países bálticos, que alberga la sala de frescos del Centro de Estudios Lituanos y una librería fabricada en madera, en cuyo techo podrás admirar también impresionantes frescos.

6. Sus playas

Playa de Palanga

La costa lituana es una sucesión de grandes playas bañadas por el Mar Báltico, entre las que destacan las que pertenecen al istmo de Curlandia. El istmo es una franja de tierra estrecha, formada por dunas y bosques, que separa la laguna de Curlandia del Mar Báltico. Se trata de una península alargada de casi 100km, la mitad de los cuales pertenecen a Lituania y el resto a Rusia. Des de lo alto de la duna de Parnidis se puede ver la ciudad de Kaliningrad.

Una de las localidades más populares para el turismo de playa es la de Nida, situada en el propio istmo, donde podrás practicar deportes acuáticos o disfrutar del amanecer desde lo alto de sus dunas. Otros destinos de playa lituanos que te encantarán son las localidades de Palanga y Klaipeda. Esta última es la ciudad portuaria más importante del país y puedes aprovechar tu visita para dar un paseo por su centro histórico, donde podrás admirar la influencia alemana y escandinava.

7. Su magia

Colina de las Brujas, Curlandia

Lituania está llena de rincones mágicos, pero uno de los más especiales es el conocido como la Colina de las Brujas. Está situada en el istmo de Curlandia y se trata de un bosque repleto de elementos representativos de los cuentos y leyendas lituanas. Tras un paseo por el sendero que se adentra en el bosque, llegarás a un mundo mágico donde casi 80 esculturas talladas en madera por diversos artistas lituanos te llevarán a conocer los personajes, leyendas y maldiciones más emblemáticas del país. Es tanto el misticismo del lugar que cada dos años, la víspera del solsticio de verano, se celebra allí una fiesta pagana bajo el nombre de Festival del Verano. Si coincide con tu visita, ¡no me lo perdería!

Otro lugar que alberga mucha magia, aunque de otro estilo, es la Colina de las Cruces. Es un montículo absolutamente lleno de cruces de distintos tamaños (¡hay más de 100.000!) que devotos católicos han ido depositando allí a lo largo de la historia. Aunque este peculiar santuario ha sido destruido varias veces, siempre ha resurgido y a día de hoy es un icono de resistencia, fe y esperanza para el pueblo lituano.

8. El ámbar

Kernave, Lituania

El ámbar, gintaras en lituano, es una piedra semipreciosa muy importante en Lituania. Proviene de la resina de los pinos bálticos, que tras solidificarse y fosilizarse se convierte en este curioso material. El ámbar de esta zona es uno de los más antiguos y apreciados del mundo, y se conoce como “oro del Báltico”. Se utiliza en joyería y en todo tipo de souvenirs, como bebida (tanto alcohólica como en infusión) e incluso para tratamientos médicos, ya que posee propiedades curativas.

En muchas ciudades lituanas existe un museo dedicado al ámbar, y si te apetece conocer más acerca de esta piedra semipreciosa puedes seguir la conocida como Ruta del Ámbar, que recorre 418km por las costas del mar Báltico, desde Kaliningrad hasta Letonia.

9. Sus castillos y palacios

Lituania cuenta con espectaculares construcciones históricas, como el Castillo de Trakai, bañado por las aguas del lago Galvé y unido a la superficie por un largo puente de madera. Este castillo del siglo XIV, sirvió como residencia a los duques del Gran Ducado de Lituania y también como prisión, unos siglos más tarde. Cerca de Trakai encontramos uno de los parques más bonitos de Lituania, el de Uzutrakis, donde se esconde un palacio de arquitectura renacentista construido en el siglo XIX. Otros edificios que merece la pena visitar son el castillo de Kaunas y el Palacio de los Grandes Duques de Vilnius. Sin duda, te brindarán otra oportunidad de transportarte a tiempos pasados a través de la magia que impregna sus paredes.

10. Sus paisajes

Con lo variado de sus paisajes en Lituania no te faltarán imágenes dignas de inmortalizar, pero si lo tuyo son las vistas desde las alturas no puedes perderte Anyksciai. Es una pequeña localidad rodeada de vegetación, a una hora en coche de Vilna. Allí podrás cruzar el Treetop Walking Path, una pasarela de 300 metros de largo colgada a 21 metros de altura donde encontrarás 13 paradas acompañadas por poemas del famoso poeta lituano Baranauskas. La última es un mirador a 34 metros de altura desde la que podrás admirar una vista impresionante.

También puedes admirar el mar de tejados rojos que es Vilnius desde sus puntos más altos, como la Torre de Gediminas, la Colina de las Tres Cruces, el Campanario de la Universidad o el Campanario de la Catedral.

Y para aquellos que no tengan miedo a volar, una opción infalible para ser la envidia de todos en Instagram es montar en globo aerostático. En Lituania es habitual verlos flotando en el aire, ya que su legislación permite que estas aeronaves sobrevuelen la ciudad.

📚Sobre la autora 📚

Mariona Sanz

Mariona Sanz (Barcelona,1989). Periodista y escritora mediterránea. Viajo lento y escribo sobre desarrollo personal, educación emocional y feminismo. Sobre mi mesa, ahora mismo, dos proyectos: el documental Voices of Skjálfandi y MarionaSanz.com. Instagram @sanzmerions

Share The World!
INSTAGRAM
EMAIL
Facebook
Facebook
GOOGLE
GOOGLE
/blog/razones-baratas-para-viajar-a-lituania/?lang=es
Youtube

Sobre el autor

Mariona Valencia

♊️☀️♓️🌙♏️⬆️ Some call me Mariona, others call me #HostelworldInsider because I'm a Social and Content Executive at Hostelworld. On my insta @marionavalencia I pretend I like to travel so that I don't lose my job.

Inspírate

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos marcados con un * son obligatorios. Los campos obligatorios están marcados con *

Aplicaciones de Hostelworld para móviles

Reserve sobre la marcha con las nuevas aplicaciones móviles de Hostelworld.

Download on App Store Download on Play Store

Busca y reserva desde cualquier sitio, más de 33.000 propiedades en más de 170 países.